martes, 24 de abril de 2012

Lo que pretendía ser la primera Crítica y se convirtió en una pequeña introducción.


No tenía muy claro qué película sería la pobre afortunada para abrir paso a las reseñas cinematográficas en el blog. He reseñado muchos libros, desmenuzado todos sus aspectos literarios, ya que llevo mucho leído tras mis espaldas y también bastante escrito.

La cuestión llega cuando sientes unas irrefrenables ganas de reseñar una película y no sabes exactamente por dónde meter la zarpa.

He sido hábil consumidora de Megavideo durante el tiempo en el que duró su mandato en la web, pero claro, nunca leí reseñas de películas -al menos, no con la atención interesada de aprender cómo se hacían- ni tampoco me esforcé por intentar escribir alguna. A decir verdad, resumía mi opinión sobre el filme con "es un truño, no la veas" o el intervalo desde "está chula" hasta "es Diosal, en serio, véela porque es... ¡puf!". Pero nada más profundo que eso. Y por fin ha llegado la hora.

Con todo esto quiero decir que no os toméis mis críticas cinematográficas como las de una experta o una persona muy aficionada y con altos conocimientos sobre la materia, porque no lo soy. Simplemente, veo películas y me gustan, sé apreciar la calidad de los argumentos y de algunos aspectos, pero no de muchos otros, de los que espero aprender un poco más mediante vaya madurando y formándome, igual que lo hice con mis reseñas literarias.

Así que así, a lo tonto, no he hablado hoy sobre ninguna película. Supongo que necesito pensarlo un poco más, hay tantas de las que me pasaría horas y horas escribiendo frente al inmaculado espacio de Blogger...




2 comentarios:

  1. Bueno, asi que ponte a escribir chica :P
    besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡A ello voy! ;)
      Muchas gracias por pasarte, un beso ;)

      Eliminar